Aquellas pequeñas cosas de 2016

2010_0613sesenta0021

En el principio

Si he perdido la vida, el tiempo, todo
lo que tiré, como un anillo, al agua,
si he perdido la voz en la maleza,
me queda la palabra.

Si he sufrido la sed, el hambre, todo
lo que era mío y resultó ser nada,
si he segado las sombras en silencio,
me queda la palabra.

Si abrí los labios para ver el rostro
puro y terrible de mi patria,
si abrí los labios hasta desgarrármelos,
me queda la palabra.

                                                       Blas de Otero

Como dijera anteayer- http://participacionruralviva.ning.com/profiles/blogs/aquellas-peque-as-cosas-de-2014 – hoy cierro el libro de 2016.

2010_0614sesenta0004

        Siempre haciendo por ver flor en cardo.Con mis 3 “S”-salud,salero y sonrisas-con saudade, sin tan  inútiles sensaciones como son las que empentan al reproche, al remordimiento, a la necia sensación de que cualquier tiempo pasado fue mejor…

       Como lo hacía ayer y siempre  para dar GRACIAS por aquellas pequeñas cosas de 2016 que han dado ritmo a tantos nuevos pasos de un baile con la vida que ya llegó a mis seis décadas.

       No me importa.En esta última he aprendido tanto…Por ejemplo,ya que,sin oportunidades laborales,tantas veces no pude hacer lo que amé,busqué amar lo que voluntariamente hice.Tampoco pude vivir en lugar en donde me siento amable,esto es,amada-descubrí en esta década que por el pan baila el perro y la nobleza y lealtad salen cuando entra la envidia y la pobreza de mente-pero… traté de hacerlo amable en mis sueños.

Pese a tantas espinas ¿quien no las tiene?sí son muchos y muy ricos los infinitos momentos de 2016 que ya son parte de mi equipaje vital. Momentos que guardo como un legado que es el vuestro, amigas (personas) a las que tanto debo porque compartiendo tanto he aprendido.

¿Hay mejor regalo vital que poder dar tantas gracias a tantas personas que me seguís regalando tantas pequeñas cosas?

       Algunas, maestras de vida cuyo carnet de baile con ella se ha cerrado en 2016.Personas importantes para mí que la parca se llevó si bien  digo muy bajito que en este Año del Mono chino, al lado de los más míos pasó de puntillas. Ellas…

Isabel  https://florencardo.wordpress.com/2016/02/25/carta-a-una-mujer-que-vivio-e-hizo-vivir-bien/

 Poli   https://florencardo.wordpress.com/2016/12/02/mi-amiga-poli/

y Raquel marcharon. No sus sonrisas que me empentan a ver flor en cardo cuando su recuerdo da luz a mis días.

       La VIDA sigue y así en 2016 otros nacieron a ella. Entre todos,mi especial alegría por la llegada de dos piñoneros que es popular gentilicio de los hijos de San Clemente:

David, primer nieto de Jacinto y Amalia y nacido virgo como ellos y sus padres, el 25 de agosto  

Luis, primer nieto de Tere y Benito-el Jaramillo de San Clemente-y que su madre, Maika, trajo al mundo el 8 de diciembre con la colaboración indispensable de Javi, emocionado padre.

2010_0311sergio0118

        Porque la vida me ha hecho dejar de creer en la fuerza de la sangre, sí en la del cariño, GRACIAS, gracias y 2016 millones de gracias siempre a ciertas queridas familias que no son la mía de apellido, no. Son mejores por hacerme sentir una más cuando una cada vez sabe más que echar de menos lo que no se tiene es tan necio como pretender hacer morcillas sin sangre. Vosotras no sois mi familia ni falta que hace ¡ sois el sol de mi vida en 2016 y por ello, familias Mira Martínez, Caballero Catalán, Rioboo Serantes, García Vacas, García Pérez,Collado Jiménez…

… Torrijos Gascueña ¡  Gracias siempre ! 

2010_0226marchasaco0059

Maestras de vida en 2016 habéis seguido siendo parte de Mi Alumnado “in illo témpore”.Junto a mi Pepa y mi Amarilla, almoradidenses de mi corazón, las perabeñas Mariani, Inés y Mati a quien por fin pude abrazar de nuevo en 2016.Gracias,2016 millones de gracias.A ellas y a ese grupo de Mi Alumnado por darme la oportunidad de seguir sintiéndome tan orgullosa como educadora.Por darme la oportunidad de seguir juntas ¡ a saco contra el cáncer !

2010_0617malaga0032

Sí,ya sabéis el poema de  Martin Niemöller …

 Cuando los nazis vinieron a buscar a los comunistas,
guardé silencio,
porque yo no era comunista.
Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,
guardé silencio,
porque yo no era socialdemócrata.
Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,
no protesté,
porque yo no era sindicalista.
Cuando vinieron a por los judíos,
no pronuncié palabra,
porque yo no era judío.
Cuando finalmente vinieron a por mí,
no había nadie más que pudiera protestar.

Por eso a saco contra el cáncer  y con Asaco he tratado de seguir haciendo camino porque,aunque esa  rusca del señor Roncone no sea asunto mío…de momento,sí lo es de muchas personas a quienes quiero,admiro y me uno a su lucha.

amor-cancer-foto-familiaPor eso,gracias de manera muy especial a tantos miembros de la red Participación Rural Viva que con su apoyo moral y microdonaciones quisieron sumarse  a la realidad de un sueño,el libro “En el amor y en el cáncer” de los compañeros-amigos de Fundación “Más que ideas” Amor y Cáncer https://participacinruralviva.wordpress.com/2016/04/20/amor-y-cancer/ 

2010_1007bodamerche0023

Gracias siempre ¡ y cuantas ¡ a los que conforman ese mi patrimonio. El que valoro más que oro en paño. Vosotras, personas de Paz, sois mi tesoro: Cath & Barney, Paloma y Jose, Oscar y Lou, Lourdes, Karol, Vicente, Rus,Concha. My Uniform,Milagros y Arturo y siempre, siempre mi Pepa y Juanma y mi Natalica y sus chicos.

¿Qué mejor patrimonio que la amistad? En 2016 perdí alguna parte…no sería tal pero… gané otra con la que espero no errar: Marichel (con Irema y Alex), Maite,Mercedes,Verónica, Pitu…¡Gracias ¡

2010_0718ecc0007No creáis,también conocí a algún Hombre por un mundo mejor.Todo un gustazo José Antonio Gavira https://florencardo.wordpress.com/2016/10/02/hombres-por-un-mundo-mejorjose-antonio-gavira/ 

2010_1005jiniebro20050

Y tratándose de congéneres, gracias siempre a  Ino Rey Freixo, alma mater…y páter de El Jiniebro, quien en una primavera especialmente hermosa en Extremadura de nuevo quiso y supo acoger a mí y a las mías y…¡sin pasarme de La Raya ¡ ¡ http://participacionruralviva.ning.com/profiles/blogs/sin-pasarme-d…

14079690_10154431037762930_1114932349242519997_nSi de turismo hablamos,especial reseña merece mi experiencia emoturística andando un poco por El Caminito del Rey  https://emoturismo.wordpress.com/2016/08/31/el-caminito-del-rey/

2010_0805vilamuseo0208Emoturismo recomendable porque aúna cultura,habitabilidad,visitabilidad,sostenibilidad e inclusión es el que ofrece Villajoyosa con su  Vilamuseu,un lugar donde es igual ser distinto https://emoturismo.wordpress.com/2016/11/08/vilamuseuun-lugar-donde-es-igual-ser-distinto/ collage

2010_0212gastrohomenaje0007

Hablando de Cultura,no me ha faltado en 2016 que siendo fecha del IV Centenario de la Muerte de Cervantes y Shakespeare mucho hemos leído y bebido y vivido de fuentes literarias y artísticas.2010_0514laroles30012

Cultura que,andando mucho,me llevó a La Alpujarra de Granada para desvirtualizar Me vuelves Lorca aprendiendo,cómo grandes robles de pequeñas bellotas crecen https://participacinruralviva.wordpress.com/2016/08/04/me-vuelves-lorcacomo-grandes-robles-de-pequenas-bellotas-crecen/

Cultura que ha tenido protagonismo en ese tántalico esfuerzo  en piedra viva que  es Cuenca https://emoturismo.wordpress.com/2016/11/15/cuencatantalico-esfuerzo-en-piedra-viva-2/

2010_0911elsecreto0003Ya veinteañera Ciudad Patrimonio de la Humanidad y que cincuenta años atrás empezara a ser visible gracias al Museo Nacional de Arte Abstracto que hoy sigue siendo cultural y turístíca  seña de identidad de una tierra que aún parece dormida .Tanto como para esta homónima provincia perder 30000 de sus imprescindibles recursos, los humanos, en la próxima década.si no una sino muchas manos y no de nieve logran saber arrancarla del ¡ Ea ¡

2010_0716uruena160061Cultura que rezuma Urueña,la Villa del Libro española adonde ya siempre es ,además de gusto,necesidad el volver y así he hecho en 2016  porque Me engalana Urueña,Villa del Libro https://emoturismo.wordpress.com/2016/09/27/me-engalana-uruenavilla-del-libro/

unnamed-4unnamed-3unnamed-1unnamedunnamed-2Cultura que quise hacer protagonista del alboroque con el que celebré mi sueño de una noche de verano https://wordpress.com/post/florencardo.wordpress.com/62

Gracias gigantes y permanentes al ventero manchego Julián García García; a Merce, su  mujer y a Beatriz,su hija por hacer realidad el cumplesueños a la valenciana de esta valenciana BB y,de nuevo, gracias a todas las personas a quienes ya os di “Mis gracias por un 23 de agosto a gusto”

https://florencardo.wordpress.com/2016/08/24/mis-gracias-por-un-23-de-agusto/

2010_1019rbielosrocher0009Cultura con sabor y saber rural que siempre tendrá mi más bello,dulce,digno y entrañable pueblo de Aragón.

No tanto por la vinculación de mis raíces Villanueva como por tan artísticamente afectivas como me unen a las Gonzalvo de Rubielos de Mora… o viceversa https://emoturismo.wordpress.com/2016/12/30/rubielos-de-moraun-bombon-de-pueblo/

2010_1018rbielosrocher00142010_1018rbielosrocher0010

Momentos,sensaciones,pequeñas cosas de 2016 que hoy comparto con un ¡¡¡ Gracias y hasta mañana !!!

Mañana en que,como el ya centenario Blas de Otero,seguiré pidiendo la palabra

Escribo
en defensa del reino
del hombre y su justicia. Pido
la paz
y la palabra. He dicho
«silencio»,
«sombra»,
«vacío»
etcétera.
Digo
«del hombre y su justicia»,
«océano pacífico»,
lo que me dejan.
Pido
la paz y la palabra.

Mi amiga Poli

El pasado domingo,27 de noviembre,mi amiga Poli marchaba con Claudio.Lo hacía de la mano de su Virgen de la Vega y sSanto Cristo de Priego.No faltó a la cita como escudero San Antonio bendito.

Marchó como vivió,con paz y en la paz de su hogar de Albendea, rodeada del cariño de los suyos-su hija Rosario,su hijo Jesús, su otra hija Isabel que como tal se comportó desde su matrimonio y su nieta Soraya-y nada ligera de equipaje, que con ella iban 93 años llenos de tantas y tan buenas vivencias como solo una mujer buena como Poli pudo hacernos sentir.Para quienes no tuvistéis la fortuna de conocerla,para quienes así queráis recordarla,para con ellas mostrar mi pequeño reconocimiento a una gran mujer rural,comparto este texto parte de un pequeño ensayo que a modo de conjunción de retazos de aquellos otros ratazos vividos  entre congéneres rurales, intentando evitar de los pueblos “eras” escribí en el verano de 2008 con el título de “Hijas de Deméter” Hijas%20de%20Dem%C3%A9ter.docx

POLI (o la honradez)

 Primavera de 1990. En La Alcarria de Cuenca, pellizco de una comarca natural que en su parte conquense apenas nadie conoce porque nadie parece haber ido, alguien decide que algo hay que hacer para impedir el olvido.

A buen seguro que los intereses de  ese alguien dispuesto a  poner coto a la depresión de esta comarca no sean tan desinteresados y, con toda probabilidad, ese “mr marshall” llevará su propia “liebre” en el empeño pero lo cierto es que esas tierras necesitan, como Lázaro, una voz que les diga ¡Levántate y anda¡

Qué mejor que unas mujeres-piensa el “marshall” o “masha-jefe”- para la tarea.

Y mujeres son  quienes entonces la acometen y hoy van haciendo el trabajo de campo-nunca mejor ni más literalmente dicho-por las carreteras cuasi caminos de una tierra agreste, aislada e ignota aún para ellas.

Americaaanos-es la espóntanea banda sonora con que amenizan sus desplazamientos-aquí venimos con alegríííaaa.

Y es que la película de García Berlanga mucho sugiere en una tierra y circunstancias en donde bien parece que, más que promover un desarrollo, habrán de vender  un “Mr Leader” que nadie, ni ellas mismas, conocen y en el que dificilmente unas gentes olvidadas de todos habrán de tener fé.

Las distancias entre poblaciones son más que considerables y el tránsito se hace ameno a pesar de su duración: paisajes refulgentes gracias al espejuelo que salpica sus alcarrias,aromáticos zopeteros cuajados de romero,lavandín y “jaboneras” y jalonando el camino, de vez en cuando, pueblecitos minúsculos en cuyas ruinas ,in illo témpore casas, está escrito, porque ya empieza a serlo en el presente, el verdadero futuro al que están condenados tantos lugares de la España rural.

Tarde primaveral en La Alcarria de Cuenca que vamos atravesando con alegrííía  y también con curiosidad, la que produce el desconocimiento y, a la vez, la ilusión de una nueva empresa. Solitaria carretera cuasi camino que nos lleva a pueblos como Villar del Infantado-que fuera Villar del Ladrón- San Pedro Palmiches y, por fin, Albendea.

Es éste pueblo a caballo entre Alcarria y Serranía de Cuenca y de ambos ha tomado lo mejor: una naturaleza atractiva pintada de verdes y ocres y unas gentes amables, o así nos lo parecen en nuestra primera incursión.

 Fue la primera a casa del alcalde cuya esposa, Isabel, sencilla y en su papel, se apresta a hacernos sentar a fin de mejor dialogar con el edil-esposo, no sin antes ofrecernos un refresco que bien agradecemos no tanto por el hecho de apagar nuestra sed como por el de encender una comunicación tan vital y a veces difícil en un primer encuentro.

Afortunadamente, la tarea está garantizada gracias a  la receptividad de esta pareja a la que acompaña el padre de Isabel y que se completa con  la llegada de una cuarta interlocutora.

Es ella Poli, la madre de Jesús, que tal era el nombre del edil, y nada habría de llamar nuestra atención a no ser su maternal  actitud de la que, sin pretenderlo, ya me consta no escapa nadie.

Pero¿vienen vds. solas?- pregunta por vez primera mientras su mirada, tímida pero segura, nos envuelve inquisitorial y amorosamente.

Respondemos afirmativamente atragantándonos con una exquisita y artesana magdalena que se ha empeñado comamos al tiempo que nos ofrece un vaso de leche, ese vaso de leche que con el tiempo descubriré es símbolo primero- que no único- de la hospitalidad de Poli.

Observo en ella un rictus de desaprobación que no intenta disimular. Antes bien, lo reafirma con una sentencia: No están las carreteras para que estas chicas vayan solas. Y emulando a María en aquellas bodas en donde faltó el vino, desabastecimiento que sólo el Hijo podía solucionar, Poli apremia al hijo, también Jesús, para que nos facilite toda la información requerida y colabore solícito con estas chicas que venían de tan lejos-Huete- y decían iban a hacer tantas cosas buenas por el pueblo.

Con el tiempo, podría entender el significado que para Poli tiene el término “lejos” por el valor que supone el hecho de un desplazamiento.No importa si una docena de kilómetros más allá pues la angustia que le crea ya de antemano el tener que enfrentarse a la carretera lo  hace más que improbable  sopena de  correr el riesgo de fenecer en el camino. Tal es la angustia que en esta mujer provocan los viajes y, a buen seguro, sea ésta su única limitación.

Dejemos pues las carreteras y regresemos a lo que ahora nos importa, aquel proceso a iniciar en el acceso a la comunicación y desarrollo de una comarca y en el que la señora Poli aquella tarde en su pueblo, Albendea, fue primera cómplice, la primera que hallé en un camino nunca fácil pero jamás yermo gracias a otras y otros como ella.

Aquella mujer entonces sexagenaria y pluriactiva como esposa, madre, abuela, vecina, corresponsable de un comercio rural, agricultora y en sus ratos libres hacedora de las más bellas labores de ganchillo era el retrato de tantas como ella en tantos pueblos como aquel.

Nada aparentaba singularidad salvo, sí, su firme compromiso con su medio.

Un compromiso que llevó a Poli y siguiendo en términos tan cristianos como ella se siente y vive, a mantener siempre esa actitud de “fiat”-hágase- pese aunque a veces bien lo temiera.

Y así lo pude comprobar meses más adelante, cuando LEADER dejó de ser sueño para intentar ser realidad cuando, aprovechando mi paso  por tierras del Guadiela que es río que riega  las de Albendea,me acerqué un día a saludar a aquella familia.Entonces ya  al  hogar de mi “cómplice” y su marido, Claudio con quienes así mismo vivía Rosario , la hija “jarrillo de mano” atributo común éste a  todas las hijas solteras del mundo rural.

El suyo era un hogar con mayúscula pues con ese calor se abría a vecindario y visitantes que, como yo, se sentían siempre atraídos por la natural y familiar acogida. Un lugar humilde. A la vez hogar y tienda de pueblo a la usanza de aquellas películas de vaqueros en donde en un mismo y minúsculo espacio se podían hallar las más variadas y útiles mercancías.

Un hogar que, para mi sorpresa, aquel día no hallé por haber  desaparecido más que por arte de magia por la solidaridad y el buen hacer vecinal. Sus cimientos,resentidos por el paso del tiempo amén de la mucha tralla sufrida,habían hecho preciso el derribo y en donde hubo antaño vida, aquel día tan sólo los escombros y el bullir de los voluntarios obreros daban fé de ella.

Abocado a la destrucción para, posteriormente, levantarse  más seguro y adecuado a las necesidades de la familia que lo había de seguir morando, el problema de llevarlo a cabo se traslucía en los rostros cansados de sus propietarios.

Sí es cierto que  entonces en el mundo rural todavía las obras comunitarias eran parte del mismo. Aún la burocracia -y “burrocracia”- no había llegado a estos pueblos y la solidaridad, la maña y la disponibilidad de tiempo de sus gentes posibilitaban obras que de otra forma ni se podrían haber soñado y así ocurría en este caso con la  proyectada vivienda a construir que, como tantas otras, sería fruto del esfuerzo vecinal en sus ratos libres que para muchos, ya jubilados, eran todos.

No obstante, otros aspectos no podían solventarse de idéntica manera, esto es, gracias a la labor voluntaria y libre de cargas económicas, pues se precisaban materiales y ello en aquel medio rural suponía un aún mayor encarecimiento por cuanto la dificultad de acceso y diversidad de oferta.

En estas circunstancias fue mi llegada a lo que ya sólo era ubicación pasada y futura de la casa  en donde fui informada de los acontecimientos por una familia feliz por el apoyo de sus vecinos pero apesadumbrada a la par ante la incertidumbre de cómo hacer frente a unos inevitables y para ellos muy cuantiosos gastos.

Nunca como entonces ví la causalidad de tan casual visita por mi parte pues escasos como todavía estábamos de promotores dentro del Programa LEADER comarcal y habiendo experimentado en mis propias  carnes la capacidad de esta familia para la acogida  el pensar  que esa futura casa podría convertirse en alojamiento turístico rural compartido y proponerlo “in situ” fue todo a una.

¡Era la solución! Con una subvención del 40% de la memoria valorada para la ejecución de la obra tendrían sobradamente para realizar su obra y, a cambio, solamente habrían de destinar unas habitaciones a los posibles huéspedes porque la calidad en su acogida, conociendo a Poli y los suyos, era cosa segura.

Tan segura como la integridad de Poli pues, no teniéndolas todas consigo, se resistió aquel día a mi propuesta alegando no sé qué cosas que entonces sí traté de entender. Miedos, al fin y  al cabo, de los que nadie estamos exentos y mucho menos aquellas personas que, por tradición, jamás han gozado de un mínimo apoyo por parte de una Administración entonces aún tan lejana como ajena.

Trataremos de pedir un préstamo a la Caja-argumentaban inseguros.

Si a lo mejor tampoco necesitamos tanto y con lo de la aceituna… – se respondían.

De nada parecía valer mi apasionada insistencia ¡creía en ellos¡ y sabía que aquella situación no era fruto de la mera casualidad pero sí sería causalidad para un efecto que tanto habíamos deseado y aún tan poco conseguido como  era el demostrativo.

Tan sólo Rosario, joven y consciente de una dura realidad a la que no escapaban se manifestaba satisfecha  con la propuesta en la que veía no sólo una luz para la consolidación  familiar sino de su propio futuro pues  la pluriactividad es estrategia de supervivencia en el medio rural y ésta sería posible al complementar rentas del pequeño comercio local con las agrarias familiares y las que el turismo, si venía como decían, trajese consigo.

Todos parecían convencidos y así quedaron. Dispuestos a emprender la parte burocrática que tampoco entonces tenía mayor problema.

Todos convencidos… o eso  más bien creímos porque a la mañana siguiente Rosario e Isabel, madrugadoras como casi todas las mujeres del mundo rural, se personaban en la sede de Huete para manifestar con tristeza e impotencia que se veían obligadas a desestimar  la oferta de ayuda comunitaria dado que su madre así lo había decidido.

¿Motivos? La honradez, la propia y omnipresente honradez de Poli a quien ya anteriormente había yo había tenido la ocasión de sorprender y sorprenderme en su propia tienda reprimiendo a un viajante que pretendía venderle un papel de envolver de excesivo gramaje, según ella, lo que iba en detrimento de la economía de sus clientas.

De esa forma se les engaña y yo no estoy dispuesta– respondía al vendedor con tal enfado que tal parecía él le hubiera propuesto el  atracarlas en lugar de una mera opción.

Jamás me había parado a pensar en la trascendencia del peso del papel de envolver una chuleta ni que ello pudiera redundar en beneficio de la propia tendera pero así me lo hizo ver Poli indignada y así lo recordaré siempre que me enfrente a las “femeninas” tareas de la compra.

Honradez que hacía prevalecer por encima de sus propios intereses y los de los suyos.

No podemos aceptar una ayuda-argumentaba-que no tenemos garantías de cumplir en su destino.

¿Cómo vamos a comprometernos a aceptar huéspedes si no sabemos si se van a sentir a gusto entre nosotros?-insistía.

¿Qué pasaría si no supiésemos o quisiéramos cumplir nuestro compromiso de acogida?- se preguntaba y nos preguntaba.

Preguntas y más preguntas. Aquellas propias, otras  del tipo ¿Cómo vamos a meter en nuestra casa a unos desconocidos?  que a buen seguro no se habían cocido en su cabeza  pues jamás descubrí en ella el más mínimo resquicio de desconfianza.Todas puestas de manifiesto por boca de esta mujer en intensa lucha interior entre lo justo para ella  y lo conveniente para los suyos.

No fue fácil, en absoluto, el convencerla de  su aceptación. Aquella mujer que yo había infravalorado por estimarla frágil en lo que tocaba a los suyos demostró, con toda su aparente vulnerabilidad afectiva que ésta no era tal y que unos  firmes principios regían su voluntad por encima de apremiantes circunstancias familiares.

Nuevamente aquella mujer menuda  había demostrado ser menuda mujer.

La rectitud de  conciencia superaba el propio interés y estaba dispuesta a renunciar a una buena solución si ésta no le garantizaba su propia armonía interior.

Afortunadamente, los argumentos expuestos en contra de sus temores pudieron más que éstos y la casa en unos meses se hizo realidad como obra doblemente comunitaria pues de ella fueron parte tanto la población local  e incluso comarcal como la propia U.E. a través de los fondos comunitarios de desarrollo rural.

Los resquemores de nuestra Poli se disolvieron en el tiempo tan pronto como su casa rural de alojamiento compartido acogió a los primeros y siempre bien recibidos huéspedes pues el suyo jamás fue un simple  alojamiento rural sino un auténtico hogar en donde la calidad no la conformaban infraestructuras de lujo ni innovadoras ofertas complementarias sino una calidez humana que impedía a los huéspedes decir adiós sino sólo hasta luego.

Y Poli, a sus largos sesenta años aprendió de esta aventura que  supuso el aceptar un subvención destinada a un fin que ella no sabía si sabrían cumplir, la acogida turística. No tenía necesidad de aprender a acoger, era experta, pero temía hipotecar su hogar por evitar hipotecar su casa. O lo que es igual, la pérdida de su intimidad familiar por ahorrarse unos intereses bancarios que, ciertamente, harían temblar durante años la economía familiar.

Pero Poli aprendió a compartir su hogar preservando su intimidad como aprendió a vencer el miedo cuando los huéspedes demostraron que eran gentes como Dios manda.

Y aprendió, porque los viajeros así se lo enseñaron, a valorar su propio medio:

¿Sabes que me dicen los huéspedes que en los pueblos también tenemos cultura?- porque así se lo manifestaban, ávidos de conocer “in situ”la vida rural y oficios tradicionales como el pastoreo o la recogida de la aceituna.

 Aprendió a valorar sus propios talentos:

¡Pues no me ha dicho una huésped que ella paga 500 pts porque le cosan el bajo a los pantalones del marido¡ ¡Qué vergüenza¡ ¡500 palos le daba yo por no saber hacerlo¡-pero esto decía  mientras ella misma  iba cosiéndolos, que no era cuestión de derrochar los cien duros.

Aprendió a valorar otras culturas:

Dice el señor Jean que en su país las personas mayores prefieren viajar y alojarse en casas como la nuestra para así conocer mejor a las personas y enriquecerse con su cultura– afirmaba impresionada ante la cantidad de kilómetros que el matrimonio Lysire, ya mayor por cierto, había de realizar para desplazarse desde su domicilio en Bélgica.

Aprendió a valorar, incluso, las nuevas tecnologías:

Han venido unos huéspedes que no han necesitado teléfono porque traían un aparato con el que hablaban desde el balcón- confesaba maravillada la primera vez que tuvo ocasión de descubrir el móvil.

 Pero Poli también enseñó:

Enseñó a degustar y hasta a hacer su “Politortilla” como cariñosamente bautizara Edith, la esposa de Jean Lysire, a la riquísima tortilla española con que Poli los deleitaba en sus estancias.

Enseñó a sus huéspedes el valor de la comunicación, de la de siempre, aquella que acerca los corazones por encima de otras diferencias sociales o culturales. Y les enseñó igualmente el de la solidaridad: lo mismo que Poli vale igual para un roto que para un descosido su hogar lo mismo es aula de labores, botiquín rural, teléfono comunitario, parada de “taxi”-que no es otro que el vehículo de Rosario siempre presto a voluntariamente llevar al vecino que lo necesite-y siempre, siempre ese remanso de paz y calor  humano que sólo quien mucho ama es capaz de irradiar.

 Han pasado los años y Poli, con veinte más, sigue siendo Poli porque donde hubo fuego siempre quedarán rescoldos y el calor de su hogar no se apaga fácilmente aunque en el camino haya perdido ya a su compañero de viaje, Claudio, y  hayan quedado ilusiones rotas como su tienda o su casa rural compartida. La falta de rentabilidad económica pudo a otras rentabilidades sociales o culturales porque así ocurre en los pueblos y así lo sufren especialmente sus mujeres que todavía aquí son las primeras en perder. Perdieron su papel coprotagonista en las faenas agrarias cuando a partir de los 50 la mecanización les dio sustitutos sin alma porque, a la hora de prescindir, todavía era la mujer el ser más  prescindible.

Han pasado los años y, por prescindir, Poli se ha visto  forzada a hacerlo incluso de la estabilidad que la presencia permanente de Rosario le suponía y de la que se creía naturalmente acreedora por esa educación recibida que daba por sentado el cuidado de las mayores a cargo las hijas.Hija máxime si soltera, segura en el pueblo y en el hogar autónoma laboralmente pero pendiente de todo y de todas y arrimando el hombro allá donde hiciera falta y ahora trabajadora por cuenta ajena como cartera rural allí donde la destinen y siempre en la dichosa carretera que Poli detesta cada vez con mayor fuerza y motivo.

                                   Son las cosas de la vida… rural y, como ella dice

                                                            ! Es lo que Dios quiere ¡

Aportaciones a la historia de la Virgen de Guadalupe,Patrona de Úbeda

Hoy,1 de noviembre,cumple sueños mi prima PILAR GALLARDO LOPE con quien me unen ubetenses raíces Cuadra Fernández. A buen seguro que, si no la tradicional espiritualidad de esa bisabuela “Josefa Fernández de Cuadra”, también nos une su carácter que quienes la conocieron recuerdan…”tan contundente”que,de vez en cuando,hacía temblar los pilares de aquel hogar familiar del 22 de la calle La Cava.

Hoy,1 de noviembre no se me ocurre mejor forma de desearte ¡¡¡ Muy feliz cumplesueños,Pilar !!! que compartiendo este retazo de la historia de Úbeda que tomo prestado del ubetense Ramón Molina Navarrete

2010_0513VALDELVIRA0072.JPG

Nuevas aportaciones a la historia de la Virgen de Guadalupe (IV)

Ramón Molina Navarrete

en Ibiut. Año XVII, nº 95. Abril de 1998, pp. 26-27

Un libro de actas rescatado del olvido

En casa de un antiguo presidente encontré una de las joyas más gratas en relación con el trabajo de investigación acerca de la historia de la Virgen de Guadalupe: “Un libro de actas de la Cofradía“.

Cuando cayó en mis manos, rescatado de un olvido que hubiera acabado, de seguro, en la soledad eterna de un basurero, sentí una extraña sensación, mezcla de orgullo y sorpresa. En mis manos estaba una historia escrita que resucitaba almas de personajes que un día lucharon por la hermandad, que ocuparon cargos de relevancia, que se sintieron imprescindibles; en mis manos estaban sus desvelos, sus inquietudes, sus luchas, sus pensamientos. Abrí el libro y pude comprobar que comenzaba con el siglo, año 1901, y acababa en 1932, a las puertas de una guerra que aquí, entre las páginas amarillas, casi de oro, se huele, se presiente, se ve venir.

No es que el libro de actas, del tamaño de una cuartilla, nos desvele grandes misterios, ni nos aclare definitivas confusiones, qué va, pero sí nos aporta lo suficiente como para saber un poco más de ésta, a la vez, hermosa y sencilla historia de un pueblo con su Virgen, que la sabe y considera reina y madre y protectora.

Comienza el libro con una nueva junta elegida en septiembre de 1900 Presidente: D. Diego Díaz y Díaz. Vicepresidente: D. Juan Mª. Fernández Liencres. Tesorero: D. Alejandro Cuesta. Secretario: D. Cesáreo Pérez Almagro. Vicesecretario: D. Juan Mª. Blanca. Vocales por la Cofradía: D. José Díaz H. de Torralba y D. Pedro Zamora. Vocales Concejales: D. Nicolás Valle y D. Luis Baeza Rojano (nombrados estos dos últimos en septiembre de 1901).

La primera reunión oficial es el 26 de abril de 1901, en la Sacristía de Santa María. En ella se encuentran algunos miembros de la junta saliente: D. José Díaz H. de Torraba, vicepresidente; D. Pedro Zamora, secretario y D. Antonio Sevilla López, vocal. Se trata de tomar posesión y recibir objetos y efectos de la cofradía, así como cuentas, traspasándose la cantidad existente de 315’08 ptas. No se reciben alhajas, ropas ni demás efectos por “no haberse terminado de hacer el inventario” por la junta anterior. Tampoco se entrega el libro de actas, “por manifestar los señores de la saliente haber sufrido extravío“, ni el de intervención, que previene el reglamento… “por no haber cumplido la junta anterior con este requisito“. Como siempre. Como ahora. ¿Quién dice que la historia no se repite?

En junta directiva, con la asistencia del Párroco de Santa María, D. Fernando Pulpillo, celebrada el día 28 de julio de 1901, en la sacristía de la iglesia, se acuerda enviar al ayuntamiento una carta para que, como patrono, intervenga para que tanto las camareras de la Virgen, Dª. Antonia Sara de Pasquau y Dª.Josefa Fernández de Cuadra, como el Sr. Párroco de Santa María y el Capellán del Salvador y de Santiago, den nota detallada de las ropas, alhajas y demás objetos propios de la Santísima Virgen. Ese mismo día, en el mismo local, y a continuación, tuvo lugar la junta General, en la que se trató de la novena, estadales, cuotas…, y que se hagan gestiones con la junta directiva de la Sociedad “Casino Antiguo” para que contribuyan con algún donativo.

En Junta de 30-julio-1901, se discute la reforma de los estatutos. Todos fueron aprobados por unanimidad, excepto el tercer artículo, al que se presentó una enmienda, que dio lugar a una amplia discusión. Finalmente se aprobó por unanimidad quedando así: “Habrá una Junta Directiva compuesta de un Presidente, un Vicepresidente, cuatro Vocales, un Tesorero, un Secretario y un Vicesecretario. Sus cargos durarán cuatro años, pudiendo ser reelegidos“.

En junta de 15-9-1901, se agradece a los Sres. D. Bienvenido Moreno y D. Manuel Salas la donación de una corona de oro, “al parecer“.

También se lee la carta remitida por el Ayuntamiento, fechada el 22 de agosto, en la que se da relación de joyas, alhajas, etc., que se solicitó en su día. (La relación que consta en acta coincide plenamente con la publicada por D. Ginés Torres en su libro “Ntra. Sra. de Guadalupe“, a excepción de “dos coronas doradas con perlas para Virgen y Niño“, que D. Ginés no cita). Por último se acordó que las cuentas sean publicadas en los periódicos de la localidad.

Primeras páginas del libro de actas de 1901 a 1932

El 27-7-1902 se acuerda adquirir una urna de plata para trasladar a la Virgen a su Santuario, así coma un palio para el trono. Todo a la casa Meneses de Madrid. Se agradece a la comisión el éxito de esta operación en la junta de fecha 14-9-1902. En la misma se aprueba nombrar dos nuevas camareras para hacerse cargo de la Virgen: Dª. Rosa Izpizua de López Almagro y Dª. Isabel Madrid de Dios.

En la junta celebrada el día 18-XII-1903, (el Sr. Presidente manifiesta que esta junta no se pudo celebrar el domingo siguiente a la Natividad de Ntrª. Srª. como ordena el artículo noveno, por no estar terminadas las cuentas de ingresos y gastos, por causas ajenas a la directiva), se aprueba sustituir el piso de la ermita, que es de “empedrado de guija“, por un “solado hidráulico“.

Como podemos observar las “juntas generales”, según lo ordenado en el artículo noveno de los estatutos, se suelen celebrar dos veces al año: en julio y en septiembre. En la primera los temas básicos suelen ser referidos a la celebración solemne de la novena, con sermón, de la asistencia de la música, de la confección de estadales, etc., en la de septiembre se trata principalmente el estado de cuentas.

Así, y sin más trascendencia hay Junta el 31-7-1904. El 11-9-1904 (por primera vez se especifica en acta la hora: 5 de la tarde), no se pueden presentar cuentas por no haber sido liquidado el solado del Santuario, dándosele un voto de confianza, pero se ha de hacer nueva elección de directiva por haberse cumplido ya el cuatrienio. Efectuada la votación quedó así: Presidente: D. Francisco Díaz López. Vicepresidente: D. Fernando Martínez Herrera. Vocales: D. José Díaz H. de Torralba y Sr. Marqués de Bussianos. Secretario: D. Luis Pasquau Iriberryi. Vice-secretario: D. Luis Anguís Díaz. Y proponer, según el artículo sexto de los estatutos, la siguiente terna al Excmo. Ayuntamiento, para que de ella elija al que ha de desempeñar el cargo de tesorero: D. Tomas Sáenz Pérez, D. Alejandro Cuesta Martínez y D. Pedro de las Peñas Almagro. (Fue designado el primero.)

El 31-1-1905, la directiva saliente presenta cuentas a la Junta General haciendo uso del voto de confianza que se le dio en su día. Fueron aprobadas por unanimidad.

El día 19 de febrero de 1905, en la sacristía de Santa María, se reúnen los miembros de la directiva saliente y los entrantes y con la presencia del Sr. Párroco D. Fernando Pulpillo, para proceder a la entrega de metálico, objetos y efectos de la cofradía. En dinero se entregó, 209’22 ptas., en la siguiente forma: 174’22 ptas., en efectivo y 35 ptas. en libramiento a favor de D. Eufrasio Campos. También se hizo entrega de “un paño mesa petitoria de damasco de lana, un hule para la misma mesa, dos estadaleros, una arqueta para la cera, un baúl pequeño con su llave, cinco tulipas de cristal para el trono, una bandeja para la mesa petitoria y un libro “Historia de la Virgen“. También “doscientas ochenta y nueve patentes con estatutos, dos patentes más con estatutos en el libro de hermanos y ciento setenta y dos patentes con fotografía“. Y cómo no, se entregaran los documentos que obraban en poder del Sr. Secretario de la saliente “Impreso de indulgencia del Papa Pío X, y del Sr. Obispo de Jaén, inventario de las ropas y alhajas de la Virgen que obran en poder de las Sras. Camareras“, y el libro de actas, que se continúa.
(Continuará)

R.M.N.

Un libro para vivir el obcecado empuje de la vida en una sexagenaria:La carne

Para tener sesenta años no estaba nada mal.Pero,claro,a partir de ese día era una maldita sexagenaria… Nada hay por azar en la vida de quien ya sexagenaria no da un ardite por evitar meterse …

Origen: Un libro para vivir el obcecado empuje de la vida en una sexagenaria:La carne

Amanece,y muy hermoso,en El Paraíso

2010_0805VILAMUSEO0303.JPG

                  Amanece,y muy hermoso, en El Paraíso

Amanecen mañanas joiosas como esa Vila en cuyo Paraíso he sido acogida de manera entrañable-hay quien dice detestar la palabreja-por personas joiosas como Marichel,Irema y Álex  ¡ ay joioso Álex de quien me he sentido feliz “okupa” !

2010_0805vilamuseo0265

Amanece,y muy hermoso, en El Paraíso,frente a  Aitana y  con el Puig Campana de  permanente vigía.

Amanece ¡ y ay qué hermoso ! junto a las aguas del mar que arrulló mi cuna porque yo,sí,nací en el Mediterraneo…2010_0805vilamuseo01212010_0805vilamuseo0122

Mediterráneo de esa Vila Joiosa que lo es por mucho más y mejor que la casualidad de un nombre.

Vila Joiosa mediterránea cuyo nombre no obedece a la casualidad.Sí a la causalidad de sentir ya así el lugar Bernardo de Sarriá,almirante de Jaime II de Aragón, que en 1300 se convirtió,sin saberlo, en su  primer emoturista .

Villajoyosa castellana cuyo nombre tantos asociamos a sabores de infantiles meriendas con pan y chocolate El Toro,El Barco,El Alicantino o Clavileño,marca que hoy todavía perdura como uno de las cuatro vileras junto a Marcos Tonda, Pérez y Valor.

Vila Joiosa dulce a la par que sabrosa que ya se sabe que Sólo donde hay sangre se pueden hacer morcillas pero no hace falta.Simplemente dejarte llevar por anfitrionas como Marichel a  populares lugares vileros como Ca Paloma,junto a la ermita de San Antonio Abad donde,por cierto,los santicos Abdón y Senén guardan de la piedra a esta ciudad que pese a sus cerca de 40.000 habitantes,sigue teniendo auténtico sabor de pueblo.

2010_0805vilamuseo0124

                                     Vila Joiosa que he descubierto y disfrutado gracias a la acogida de una de mis mujeres por un mundo mejor,Marichel López Catalá http://participacionruralviva.ning.com/profiles/blogs/mujeres-por-un-mundo-mejor-marichel-l-pez-catal

Amiga Marichel que nacida alcoyana hoy como vilera pace y ayuda a pacer a Irema y Àlex con quienes he compartido momentos joiosos que a esta familia agradezco.congreso

Ha sido mi afán de andar mucho para aprender mucho el que me ha llevado a la millor terreta del mon,Alacant,y a dejarme acoger en la Vila Joiosa por Marichel.

Es mi deseo el corresponder a quien de forma tan generosa compartió emoturísticas sensaciones cuando a otras nos tocó el honor de ser sus anfitrionas:

Y me fui por La Mancha y La Manchuela a conocer buena gente, disfrutar del buen yantar y catar… https://emoturismo.wordpress.com/2016/09/08/y-me-fui-por-la-mancha-y-la-manchuela-a-conocer-buena-gente-disfrutar-del-buen-

Es mi voluntad y mi deseo-de Villajoyosa volví a Almoradí- reconocer públicamente que así que pasaron muchos años de haber amanecido por vez primera en la Vila Joiosa-entonces en el  hotel Montíboli-en el llar de mis amigos Marichel,Irema y Àlex ha sido todavía más hermoso.

Un gustazo del que no todas las que andan mucho y ven mucho podrán disfrutar.Por ello,por tanto ¡ GRACIAS !